Tag Archive: parroquia de Becerril


Queridos amigos y feligreses: la Cadena Cope ha hecho una entrevista al blog de la parroquia de Becerril, entrevista que ha sido emitida el domingo 24 de abril, día de Pascua, en el programa de La Linterna de la Iglesia en Palencia.

https://dl-web.dropbox.com/get/Entrevista%20en%20Cadena%20Cope%2024%20abril%202011.mp3?w=9151c19e

Aprovechando la fiesta de san Blas, se acercó a nuestro pueblo un equipo del Canal 7 de la Televisión de Castilla y León para comprobar si, como dice el refrán popular, es cierto que hay que esperar hasta san Blas para ver la cigüeña o, por el contrario, éstas se han convertido en unas vecinas más de Becerril.

Lo cierto es que, a causa del cambio climático y de la abundancia de alimento en los basureros cercanos, las cigüeñas no tienen ya necesidad de pasar el invierno en latitudes más benignas. La consecuencia de todo ello se refleja de modo muy especial en lo que se ha convertido su morada fija, el tejado de nuestras iglesias. Así, en Becerril se Campos se contabilizan más de 60 aves que realizan sus nido sobre las cubiertas de santa Eugenia, san Miguel, san Martín y san Pedro, ocasionando graves desperfectos, goteras, desprendimientos y acumulación de basuras.

Concretamente en santa Eugenia, las grandes goteras que pueden observarse en los pies del templo y en la nave izquierda se deben a la actividad de las cigüeñas, que han removido las tejas, provocando que el agua de la lluvia y la nieve se filtre hacia el interior de la iglesia y ocasione caídas de yeso y el deterioro de la estructura, poniendo en peligro incluso la integridad de las personas que participan en las celebraciones religiosas.

Los feligreses de la parroquia de Becerril no nos oponemos a las cigüeñas, sino que creemos que la protección del medio ambiente es compatible con la protección del patrimonio religioso, artístico y cultural.

Agradecemos a Juanma y Víctor, de Televisión Castilla y León-Canal 7, por su interés y amabilidad, y a todos los vecinos que han querido participar en la realización de este pequeño reportaje.

Una parte integrante de las liturgias navideñas es la adoración del niño, al finalizar la eucaristía. Este año en Becerril cumplimos esta hermosa devoción acercándonos a besar al niño sin olvidar al hermano más necesitado. Pues como dice la Biblia en la primera carta de Juan “¿Cómo es posible amar a Dios, a quien no ves, si no amas a tu hermano, al que ves?” (1ª Juan 4, 20).

Por eso, en el momento de adorar al Niño, este año se da a todos los feligreses de Becerril la posibilidad de expresar su generosidad colaborando con los más necesitados. Existen dos grandes huchas donde es posible depositar nuestro donativo, destinándolo bien a Cáritas, que financiará un proyecto en Haití, bien a Red Madre Palencia, que ayudará a las mujeres embarazadas con dificultades de nuestra provincia.

Los parroquianos de Becerril, que han asistido numerosos estos días de Navidad a las celebraciones litúrgicas, han acogido la idea con entusiasmo y están colaborando activamente en esta colecta.

Las huchas estarán disponibles todos los días, en el momento de adorar al Niño Jesús, hasta la festividad de Reyes.

No es posible celebrar la Navidad sin tener presentes a los más necesitados y sin tratar de llevarles algo de la luz que el Niño ha venido a traer a nuestro mundo.

¡Vive la Navidad en cristiano, promueve la Vida en abundancia para todos!

El domingo 14 de noviembre, día de la Iglesia Diocesana, la parroquia de Becerril de Campos ha sido testigo de un acontecimiento que ha tenido como protagonistas a los chicos y chicas que, el 5 de diciembre, van a recibir el sacramento de la Confirmación. El tiempo previo de preparación más intensa para la Confirmación se ha abierto con la imposición de cruces en la eucaristía parroquial, a la que han asistido gran número de feligreses, incluidos muchos padres y madres de los muchachos y otros niños que participan en el proceso de iniciación cristiana.

El rito de imposición de cruces, realizado tras la homilía, ha consistido en una bendición de los objetos religiosos y la aceptación, en voz alta, por parte de los chicos, de los compromisos que entraña recibir y llevar la cruz. Finalmente los catequistas del grupo impusieron las cruces a los jóvenes, que siguieron la ceremonia con silencio y atención.

Tres confirmandos leyeron las peticiones de la eucaristía, manifestando así a la comunidad que están dispuestos a participar activamente en la vida parroquial, llevando a la práctica su mayoría de edad cristiana.

La comunidad cristiana de Becerril, por su parte, asumió también el compromiso de orar más intensamente por estos chicos y acompañarlos en este paso importante de sus vidas con su testimonio y cercanía.

La eucaristía fue amenizada con cantos juveniles por las hermanas catequistas del Monasterio de la Conversión.

A %d blogueros les gusta esto: